2 sept. 2016

'CAÓTICA' de María Aixa Sanz: ODA A LA TORELANCIA


Primero de todo decirles que ha sido una experiencia inolvidable leer ‘Caótica’Por tanto hoy es un buen día para acercarse a ‘Caótica’ de María Aixa Sanz mediante su protagonista y narradora Península. Es un buen momento para releer o leer por primera vez ‘Caótica’. La experiencia es apasionante.

‘Caótica’ resulta tan maravillosa por el lugar donde está situada y por lo qué significa ese lugar. El enclave es lo que hace de esta novela una historia especial. La hermosa historia de María Aixa Sanz es el resultado de mezclar a muchos forasteros con los habitantes de una pequeña isla. La novela 'Caótica' es reflejo de la lucha entre la tolerancia y la intolerancia; entre lo que está bien y lo que está mal; entre el sentimiento de culpa y la expiación; entre los que creen que el sol nace para todos y los que no; entre la libertad y la sumisión; entre el respeto y la humillación; entre la elección de la felicidad o la infelicidad.

‘Caótica’ es como un zarandeo que a todos les hace despertar y recordarles cuán de importante es la felicidad en el cada día y cuán importante es sentirse vivo, más allá de quién uno sea o de dónde provenga. Los pasajes llenos de matices, olores y sabores, junto a la galería de personajes bien definidos con personalidades fuertemente marcadas convierten a ‘Caótica’ en una sólida y bella novela.

Y si ‘Caótica’ ya es de por sí una novela sólida y bella, lo es todavía más, puesto que hay algo en ella que es más una emoción y un sentimiento que algo material. Ello es LA TOLERANCIA que hace que los forasteros se adentren en la isla de una manera reconfortante, incluso hasta el lector la nota y decide él también adentrarse por ese motivo.

‘Caótica’ es toda una sorpresa, es como si en una chocolatería nos ofreciesen un bombón de chocolate relleno de un sabor parecido a la reconciliación, a la libertad sin miedos, a una lección de integración y convivencia.

María Aixa Sanz consigue desarrollar las distintas tramas y deshacer los diferentes hilos que atan a unos personajes con otros con una facilidad pasmosa, mostrando de nuevo a través de una magnífica novela que las personas tenemos tendencia a construir barreras donde no las hay y que todo es cuestión de tolerancia y respeto. E incluso en el lugar más pequeño del mundo, como puede ser una isla, hay cabida para todos, y quizás en realidad uno solo llega a conocerse a sí mismo cuando delante tiene algo totalmente opuesto al tipo de vida que conoce. Esa sería la moraleja o el mensaje que lleva implícito ‘Caótica’.

‘Caótica’ es una oda a la tolerancia y a la integración, ―tema en estos días más vigente que nunca―. Raro será el lector que al acabar esta espléndida novela no piense en más de una ocasión en ‘Caótica’ tras ver los telediarios o leer las noticias en los periódicos. Puesto que el lector sabe que estar en la isla de Caótica es ir de la mano de la tolerancia. Además tengan por seguro que la narración y la resolución de la trama por parte de María Aixa Sanz resulta ser impecable.

No exagero al pensar que 'Caótica' es la novela que la mayoría de escritores querrían tener en su haber, como es la novela que todo el mundo desea leer y compartir. No, señores, no exagero. 

© PUNTO LECTOR